.

Presidente Venezolano Juan Pablo Rojas Paúl
Profesión: Abogado
Período de Gobierno:
1888-1890


El presidente Juan Pablo Rojas Paúl nace en Caracas en el año 1926. Sus padres fueron José Isidro Rojas y Mercedes Paúl. Fue Bachiller en Derecho Civil, luego Licenciado en la misma área legal y muchos años más tarde obtuvo el título de Doctor.

Tuvo su primer trabajo como profesor de Gramática Castellana y luego en su oficio de abogado trabaja como oficial escribiente en el Ministerio de lo Interior y Justicia en donde llegó a ser muy influyente. Con el correr de los años fue ascendido a Oficial Mayor en el mismo ministerio y en el gobierno de José Tadeo Monagas fue nombrado ministro, aunque de forma interina, desde donde aprovechó para hacer vida en el mundo de la política, en el cual se desempeñó con habilidad llegando a ocupar muchos cargos públicos y ser ministro varias veces. Posteriormente conoce a Antonio Guzmán Blanco y cuando éste último llega a la presidencia le otorga varios cargos, unos tras otros, lo que demuestra la gran estima con que era visto Juan Pablo Rojas Paúl.

Rojas Paúl llega a ocupar varios cargos públicos para los cuales no estaba preparado académicamente y es de sospecharse que tuvo que tener asesores para poder desempeñarse en los mismos. Entre esos cargos estaban los relacionados con el área económica en donde ya existía la mala costumbre de los gobernantes en poner a personas sin dominio de esa área.

Rojas Paúl llega a la presidencia cuando Antonio Guzmán Blanco decide mudarse a su amada Francia, país con que este dictador estaba obsesionado, y se fue a vivir allá, pero sin querer dejar de tener la influencia sobre las decisiones del país ni sus negocios fraudulentos, por lo que designa que sea elegido presidente de la república a la persona que el escoja y en este caso quiso proponer a un civil, ya que casi todos los anteriores presidentes habían sido militares.

Es así como escoge a Juan Pablo Rojas Paúl, previa simulación de una convención de su partido y con los congresantes afectos a Guzmán Blanco el Congreso elige a Rojas Paúl para presidente por dos años, que era el período presidencial de aquella época. A todas estas el gran caudillo Antonio Guzmán Blanco se retira a Francia a disfrutar de su riqueza mal habida y con un alto cargo seguía ejerciendo gran influencia en Venezuela, aunque a distancia.

Esto fue aprovechado por Juan Pablo Rojas Paúl para desplazar la influencia de Guzmán Blanco y de esa manera iniciar el declive del nefasto período de gobierno del partido liberal amarillo. Juan Pablo Rojas Paúl hizo un gobierno tranquilo y entregó el gobierno al finalizar su período de dos años.

El gran mérito de Rojas Paúl fue el haber iniciado el desplazamiento progresivo de la influencia del que hasta ese momento había sido el gran caudillo de Venezuela como lo fue el poderoso y corrupto Antonio Guzmán Blanco, figura nefasta para la historia de Venezuela porque aunque realizó grandes obras de construcción lo hizo endeudando al país con créditos extranjeros hasta el punto de que treinta años después no solo no se habían pagado esas grandísimas deudas sino que potencias extranjeras impusieron un bloqueo naval a las costas venezolanas en 1902 exigiendo el pago que les correspondía, incluso en aquella oportunidad los alemanes llegaron a bombardear un pueblo en el estado Zulia que dejó más de cuarenta muertos, todo ese desastre producido por la imprudencia de Antonio Guzmán Blanco de endeudar al país a niveles exorbitantes sin tener ingresos para cancelarlos.

El presidente Rojas Paúl solo gobernó dos años porque ese era el período que establecía la constitución, claramente modificada para beneficiar al caudillo Antonio Guzmán Blanco quien, si había gobernado un primer período de siete años y luego otro de cinco, incluso hasta tuvo un tercer período presidencial pero su pensar era regresar siempre al poder o manejarlo desde lejos.

Luego de cumplido su período de gobierno Rojas Paúl siguió en la política ocupando nuevamente algunos ministerios y puestos en el congreso, pero lamentablemente como ocurre con muchos políticos se dejó llevar por la inercia y con tal de permanecer en cargos políticos apoyó las atroces dictaduras andinas, es decir, la de los crueles tiranos Cipriano Castro y Juan Vicente Gómez, conocidos por su afición a las torturas de sus enemigos políticos.

Juan Pablo Rojas Paúl muere en 1905 a los 78 años de edad.